viernes, 22 de marzo de 2013

Limpiar los cristales o dejarlos naturales.

VIVIENDO DE RISA (batallando sin prisa). Parte V


Para estas horas ya he estado dispuesta a comerme el mundo varias veces.  Lo que pasa es que el mundo es grande y los bocados  pequeños,  así que  voy a tardar más de lo previsto.  Está decidido, aprovecharé mi día bueno  para limpiar los cristales, TODOS.   Están  más sucios  que la mampara del baño de los tres cerditos.